Loe Lof Lon es ruido apto para oídos finos.

by • February 5, 2018 • Mosaico, Noticias, OtrosComments (0)127

La improvisación como leit motiv de la vida. La primera impresión es la que cuenta. Amor a primera vista.

Escucho el proyecto de Gori Valarez, un lucense de nombre artístico raro (fueron las tres primeras palabras de su hijo) pero con las ideas claras, y me vienen a la cabeza grupos como Black Dice o, la mitad de ellos, Eric Copeland, pero sin el arrebato bailable de los primeros. El moderno John Cale ya nos abrumó con su manejo del arte de la improvisacion y para Gori sin duda es un referente.
Su primera referencia llegó en 2016, “Conventional Elements” (Muteant Sounds / Mist Records, 2016), grabado entre enero y abril de 2016 en Room Labs, y con portada de Nikole AA.

Así es la música que nos presenta Gori. Recoge la inmediatez de primeras tomas para no perder la magia que desprende la inspiración mas pura. Los loops y drones que pueblan ese mundo creado son el colchón por donde guitarrazos de trash rock o melodías escacharrantes nos llenan la mente de luces, brillos, arcoiris y hasta unicornios si lo prefieres, dependiendo de tu estado mental en en ese momento.

Y va y se encuentra con Wayne Rex, músico que decidió grabar una pista de batería aleatoria. Publicada en bandcamp llamó la atención de Loe Lof Lon que grabó sus capas de música improvisada, utilizando desde guitarras hasta lengüetas, convirtiendo las pistas en una colección de maravillosas canciones improvisadas.

Editado en septiembre del 2017 y producido y mezclado por el propio Gori Valarez. Grabado entre octubre de 2016 y mayo de 2017 y editado vía tres sellos diferentes, el ferrolano Ferror Records, repite el netlabel americano Muteant Sounds y el brasileño Sê-lo.

Piezas de arte, por derecho propio, como bien dice el mismo Wayne. La excelente obra de arte de la portada es pintada por Piedad Ortiz capturando la esencia del cine negro.

 

Escucha estos dos discos sin prejuicios y con la mente abierta. Mucha improvisación, free-jazz escarbando, electrónica, post-punk y mucho ruido apto para oídos finos.

 

Pin It

Related Posts

Comments are closed.